Saltar al contenido

Pues fue rápida la cosa la verdad. El pequeño la entró

Pues fue rápida la cosa la verdad. El pequeño la entró, se gustaron y al rato ya tenía a la española comiéndole la polla. Luego el tío se sentó en la silla para que la viciosa española se le montara encima y le demostrara como cabalga polla una morenaza española como ella. El tío tuvo que desbarrar, menudos meneos se entorno la chica, no solo está buena por otra parte sabe moverse como nadie.