Saltar al contenido

Al acabar las clases la profesora Maria Ono pidió que se quedara

Al consumir las clases la profesora Maria Ono le pidió a uno de sus alumnos que se quedara. El pequeño pensaba que habría hecho poco mal y la profe que quería meter bronca o poco así pero nulo más allá de la efectividad. Lo que quería la profesora era que se la follara, estaba cachonda y quería tener sexo con él. Por supuesto que el pequeño no le dijo que no y no solo se la folló sino que hizo que se corriera a chorros.